Publicado el Deja un comentario

Pastelería argentina premium: razones por las que debes conocer Santo Chocolate

Pastelería argentina premium - Santo Chocolate

Hace poco más de un año decidimos venir a Valencia con muchas expectativas y, sobre todo, con la ambición de traer con nosotros la mejor pastelería argentina.

Los argentinos somos conocidos en el mundo por múltiples hazañas; no es nuestra intención ponernos a enumerarlas ni mucho menos.

Simplemente decir que la pastelería argentina es un bien exportable muy requerido en todo el mundo: quien la haya probado alguna vez puede dar cuenta de ello.

 ¿Cuáles son los fundamentos de la pastelería argentina?

Una buena manera de reseñar la gastronomía de un lugar es destacar su geografía.

Por lo tanto, la ubicación en el mapa de la Argentina no es un dato menor a la hora de notar sus influencias externas.

Como en todos los aspectos de “la cocina” en cualquier parte del globo, las referencias y los influjos son múltiples.

En condiciones de alta heterogeneidad, la pastelería argentina no sólo es recomendable y solicitada, sino que también es muy federal.

Lo que tenemos dentro es importantísimo.

Podríamos mencionar pueblos o ciudades, que se encuentran a cientos de kilómetros entre sí, en medio de la montaña o a la orilla del mar… la gente le pone su impronta a lo que cocina y a lo que elige comer.

También existe una especie de mitología que le da contexto a cada creación y cubre con un halo de misterio y fascinación a la particularidad aportada por los platos tradicionales.

Argentina tiene 2,78 millones de km2 de superficie y poco más de 45 millones de habitantes.

A lo largo y a lo ancho del país, que contiene 24 jurisdicciones (23 provincias y un distrito federal que es la Ciudad Autónoma de Buenos Aires), existen infinitas maneras de interpretar la gastronomía.

¿Fundamentos de nuestra pastelería? Ser diferentes en cosillas que tal vez ya sientes que has probado, pero aportándole “un toque” especial.

Nos preocupamos con mucho celo de utilizar materias primas de alta gama.

Seguimos a pie juntillas las recetas que heredamos.

Ahora, las hemos modificado para lograr un sabor único.

En cada casa, alguien que sabe cocinar (y muchos comensales exigentes, ja)

Se sabe…

Quienes nacimos en suelo argentino, desde la más tierna infancia, disfrutamos de comer.

Comemos y bebemos mucho, especialmente en situación de reunión (ahora debemos mantenernos más lejos porque estamos en 2021 y seguimos atravesando la pandemia del Covid-19).

Esta pasión por la comida genera que cada casa tenga su chef.

Abuelos y abuelas, madres y padres, niños y niñas… alguien ha incursionado en el maravilloso mundo de la cocina y ha creado platos espectaculares.

Las redes sociales alimentan la pasión. 

Podemos subir nuestras recetas caseras, compartirlas y recibir feedback para mejorarlas.

¡Cada hogar es un puesto de comida al paso!

Y en cuanto a la pastelería argentina… ¿Cómo funciona en la familia?

Hacer con las propias manos y reconocer en el otro las virtudes

Así funciona.

Las familias identifican a su gastronómico favorito y le piden platos a menudo.

Pero eso no quiere decir que esa sea la única forma de disfrutar la gastronomía vernácula.

En nuestro ya amplio recorrido por el mundo de las elaboraciones artesanas de comida entendimos que, cuando hay pasión, se cocina “como en casa” (o como lo haría un ser querido).

Los encuentros se disfruta el doble.

Cuando hay amor en la preparación, se logra una conexión inexpugnable.

Por eso, desde que creamos Santo Chocolate nos propusimos mantener las formas tradicionales de “hacer la comida”.

Llamamos a la mesa a todas las personas que disfruten un plato como una experiencia, como una forma de comunicarse, un regalo o una caricia al alma.

Somos una panadería, pero también una heladería, una cafetería  y una pastelería argentina

Tenemos para ofrecer lo mejor de nuestro país, aquello por lo que nos enorgullecemos.

Algunas de nuestras creaciones más pedidas

De acuerdo con nuestras estadísticas, obtenidas desde lo más profundo de nuestras chocolatosas bases de datos, la tarta Bariloche es una de las preferidas por el público de Santo Chocolate.

Tarta Bariloche - Santo Chocolate

Bariloche es una ciudad ubicada entre bosques milenarios, montañas cubiertas de nieve y lagos cristalinos, en la provincia de Río Negro, Argentina.

Se trata de una postal de nuestra Patagonia. 

Fuente.

En segundo lugar vamos a presentar la tarta Rogel.

Tarta Rogel - Santo Chocolate

Un clásico de la pastelería argentina patentada por la vieja Ciudad de Buenos Aires.

Consiste en varias “láminas” -también llamadas “hojas” por algunos aficionados- de galleta crujiente.

La irregularidad de los trazos del bizcocho en conjunción con el más exquisito dulce de leche argentino, coronados por picos de merengue, hacen de este postre un indispensable de nuestra carta.

Por supuesto, no podía faltar en esta lista…

Chocotorta - Santo Chocolate

El postre número 1 de la pastelería argentina: ¡la Chocotorta!

Hace no mucho, nos enteramos que esta tarta fue elegida como ¡la más rica del mundo!

Creemos que esa noticia hizo mella en las preferencias de nuestros clientes.

Día tras día, se abalanzan sobre las exhibidoras para llevarse un pedacito de esta fantástica creación.

Para más información, dejamos este enlace.

¿No nos crees que fue elegida como la más sabrosa?

En el último escalón (pero no por eso menos importante) ubicamos a la nueva tarta Ferrero.

Hace tiempo venimos perfeccionando esta tarta para que sea la más chocolatosa de Valencia.

Sin demasiados rodeos, ¡es más chocolatosa que la “tarta Muerte”!

No mostramos fotos por una cuestión de solidaridad con la gente más impresionable…

Para ver más productos de pastelería argentina, ingresa aquí.